Ver perfil

Elon odia el teletrabajo. No está solo (Xatakaletter #62)

Elon odia el teletrabajo. No está solo (Xatakaletter #62)
Por Xataka • Publicación #60 • Visualizar online
Otra cosa no, pero una cosa que sí hace Elon Musk es dar titulares. El último, el que le descubre como el gran hater del teletrabajo. En unas declaraciones recientes afirmó que el teletrabajo es de vagos y anunció que esta modalidad no estará disponible en Tesla, donde los empleados deberán pasar al menos 40 horas a la semana en la oficina. Ese al menos es importante, porque Musk presume de trabajar entre 80 y 100 horas a la semana. Nosotros tenemos una pequeña crítica: Elon, ir al gimnasio no cuenta.
El caso es que Musk ha sido especialmente vocal con un debate que no muchos están dispuestos a airear a los cuatro vientos. Está mal visto odiar el teletrabajo ahora que está tan de moda, y empresas como Facebook se preparaban ya hace dos años para una nueva era del teletrabajo que, eso sí, tenía letra pequeña. Microsoft siguió sus pasos, como Twitter. Google, claro, no podía ser menos.

El éxodo puede tener un precio, sí, pero a los trabajadores les da igual. Tanto que eso de no poder teletrabajar ha sido causa fundamental de la “Gran Renuncia”, ese movimiento masivo de la fuerza laboral que ha renunciado a trabajos en los que tras la pandemia se volvía a pedir la vuelta a la oficina. El descontento salarial tampoco ayuda, claro, y si no que se lo digan a los españolitos.
Lo cierto es que la crítica de Musk no es única. En Apple no están dispuestos a ofrecer un modelo de teletrabajo puro —con las oficinas tan chulas que os hemos puesto, dirá Tim— y sus empleados están que trinan.
Los temores son los de siempre: Musk es fan del presencialismo y de eso de “si no estás en tu mesa no estás currando” —el mouse mover es un buen recurso ahí—, pero los teletrabajadores usan la defensa clásica: si soy productivo, qué más da donde lo sea. Al final, la guerra es la que es: el 69% de los directivos querría la vuelta a la presencialidad, pero el 90% de los teletrabajadores querrían teletrabajar al menos algunos días a la semana. Veremos quién gana.
Qué ha pasado esta semana
Un verano (nada) borrascoso. Estos días se está viviendo un descenso de temperaturas sorprendente gracias a una borrasca que nos tiene a todos ahorrando en aire acondicionado. No os preocupéis (o más bien sí), que vamos a tener que encenderlo a tope, porque se acerca un verano asfixiante.
Adiós a los turistas chinos. La filosofía china para luchar contra la pandemia es extrema, y eso está causando un impacto enorme en la industria y, atención, en el turismo. El país va a limitar los viajes fuera del país, y eso tiene en jaque a este sector.
La ciencia ante el mejor jamón de España. La OCU ha elegido el jamón serrano con mejor relación calidad/precio, y lo cierto es que ese análisis es curioso porque no va de “este me ha gustado más”. Hay razones científicas para coronarlo como campeón.
Arrinconando al cáncer. Un equipo español ha dado un paso de gigante en un esperanzador tratamiento contra el cáncer: la quimioinmunoterapia.
Pelayo tenía a los yanquis aterrorizados. Ese era el nombre de un letal acorazado español, la joya de la Armada española. Su estampa era imponente y los americanos lo temían. Dio igual: al final no sirvió de nada.
La gente quiere trabajar cuatro días a la semana. Yo también, pero hay un problema: aunque muchos trabajadores abogan por este formato, no acabamos de ponernos de acuerdo en cómo llevarlo a cabo. Los funcionarios, mientras tanto, han conseguido poder teletrabajar tres días a la semana… más o menos.
Mi tractor funciona con amoníaco. La subida espectacular del precio de los combustibles ha provocado que algunos se las ingenien para salir del paso. Este agricultor ha modificado su tractor John Deere para que acepte amoníaco en lugar del combustible tradicional.
No a las loot boxes. Alberto Garzón, Ministro de Consumo, anunciaba esta semana que el Gobierno creará “una ley específica” contra las loot boxes, esos mecanismos aleatorios de recompensa que suponen un riesgo sobre todo para los más jóvenes.
Mercurio es raro. El planeta más próximo al sol encierra interesantes secretos, y hay quien cree que de hecho en la Tierra hay restos de cuando era un antiguo planeta mucho más grande.
Cómo sobrevivir en el desierto. No me apetece demasiado, pero si tuviera que irme a vivir al desierto me vendrían bien algunos consejos prácticos. Y para darlos, quién mejor que los tuaregs.
La cifra
1,1 exaFLOPS.
Esa es la potencia de cálculo del Frontier, el nuevo supercomputador que se ha convertido en el más potente del mundo. Está en Estados Unidos y ha logrado superar al casi mítico Fukagu japonés. Para hacerlo, eso sí, ha tenido que alcanzar un hito: romper la barrera de la exaescala.
Enlaces a gogó
La peor persona que conoces. Una página satírica de EEUU ilustró un artículo con ese título con una foto de una misteriosa persona. Ahora ha sido descubierto su identidad, y no le gusta nada haberse convertido en un meme [El País].
Recordando el Newton de Apple. En 1992 Apple se sacó de la manga una singular agenda digital que tenía una pintaza espectacular y planteaba una revolución en informática móvil. Fue un absoluto fracaso [Ars Technica, en inglés].
¿Quiere bolsa, señora? No, quiero vídeo. La AEPD ha sancionado a Mercadona con 170.000 euros. La razón: borrar un vídeo de vigilancia que había sido requerido por una clienta [Magnet].
Quién es Javier Oliván. Pues es un ingeniero natural de Huesca que sustituye a Sheryl Sandberg y que se ha convertido en la nueva mano derecha de Zuckerberg [El Confidencial]. Bueno, puede que no sea el nuevo número 2 después de todo [NYT, en inglés].
En Suecia no comparten la comida. Si tu hijo va a casa de un amigo a jugar a mediodía y vuelve por la tarde tarde se supone que le darán de comer. En Suecia le dejarán esperando [DAP] mientras la familia come, y eso ha provocado el #swedengate [DAP].
Mis alumnos copian a lo bestia. Este profesor, que se autodefine como un detective de plagios, cuenta su experiencia tratando de averiguar si sus alumnos usaban chuletas o no. Lo hacían. Mucho [Crumplab, en inglés].
Te despido y te pongo en una lista. Una empresa valorada en 30.000 millones de dólares anunció el despido del 10% de su plantilla con un vídeo pregrabado. Ahora y para más INRI, su CEO ha publicado sus nombres [Genbeta].
La próxima gran plataforma tech. Antonio Ortiz, cofundador de Xataka y Weblogs, trata de predecir qué modelo tecnológico tiene papeletas para sustituir al móvil como “gran agitador social e industrial” [Error500].
Necesito velocidad. El estreno de ‘Top Gun: Maverick’ ha coincidido con la publicación de un DLC gratuito para el fantástico ‘Microsoft Flight Simulator 2020’ que te permite pilotar los aviones de la película a lo Tom Cruise. La experiencia, por lo visto, es flipante [VidaExtra].
La pubertad se adelanta. Esta incómoda fase puede ser abrumadora para los adolescentes, y los estudios revelan que para muchos niños la edad media de la pubertad está disminuyendo. Los científicos no saben por qué [Magnet].
Qué comprar
Jesús Quesada, editor en Applesfera y Xataka, estrena monitor, un BenQ EX2780Q. “Llevaba tiempo queriendo cambiar uno de los monitores de mi setup por otro que fuera mayor de 24 pulgadas y con resolución superior a 1080p, y que de paso proporcionara una reproducción del color más fiel (tenían paneles TN). Hice una labor de investigación viendo las opciones disponibles en el mercado y que no costaran un ojo de la cara, siendo el BenQ EX2780Q el que más convenció por relación calidad-precio (lo encontré con una oferta que lo dejaba por 200 euros menos, a 278 euros).
“Me gustó su diseño elegante, que fuera de 27 pulgadas y resolución 2560x1440 con tasa de refresco a 144 Hz. Aunque ya tenía altavoces externos con subwoofer, me gustó que integrara unos con sonido firmado por treVolo, los cuales están muy bien (subwoofer de 5W y dos altavoces de 2W, con distintos modos de sonido según el contenido). Las opciones de conectividad también son amplias, con la posibilidad de conectar un portátil por USB-C. También me llamó la atención la etiqueta de HDRi, que si bien por el tipo de panel tampoco se pueden hacer milagros, no está mal para ver alguna serie, película o jugar de vez en cuando.”
Qué ver
Tenemos a John Tones fuera, pero no pasa nada porque así puedo aprovechar para hacer una sugerencia. Si os gustó la serie documental “The Last Dance” dedicada a Michael Jordan, no deberíais perderos “Me llaman Magic Johnson”, que se emite en Apple TV+ y que precisamente nos cuenta cómo este jugador se convirtió en una leyenda del baloncesto.
En este caso la serie es más corta —cuatro episodios de una hora— y algo menos intensa en lo baloncestístico, sobre todo porque en la parte final se habla mucho de algo que obviamente tuvo una relevancia crítica en el final de su carrera: su positivo en VIH. La serie tiene menos invitados especiales —el reparto coral de la serie de Jordan daba mucho juego— pero es igualmente disfrutable. Qué jugadorazo, pardiez.
¿Te ha gustado?
Xataka
Por Xataka

La tecnología y la ciencia que nos inspiran y encantan, en una newsletter hecha a mano por un humano, no por un robot. Cada domingo en tu buzón.

Para cancelar tu suscripción, haz clic aquí.
Si te han remitido este boletín y te ha gustado, puedes suscribirte aquí.
Creado con Revue por Xataka.